CASA DEL LIBRO TÚ LIBRERÍA ONLINE

domingo, 14 de octubre de 2012

¡No habrá paz para los malvados! Porque sólo se vive una vez…




¡Ay! De aquellos desvergonzados, que usan nuestro dinero, para cubrir sus engaños. Los pálpitos del desconcierto pueden llegar a niveles insospechados, guiados por la artimaña de un ser maléfico y desalmado que utiliza el poder para aplastar a los infortunados.
El poder que se le concedió en las urnas, no puede ser usado para causar daño a la población y proteger a quienes nos estafan y sisan con descaro. Hay una frase que me embarga cada vez que veo o leo alguna noticia al respecto… “No pisotees la mano que te brindó una oportunidad” y ellos pisotean la mano que les da de comer, porqué al fin y al cabo somos nosotros quienes pagamos sus supermillonarias nominas…
¿Tenemos o no, derecho a quejarnos?
Europa mira hacia otro lado con desconfianza y descaro, ante las continuas mentiras de nuestro gobierno. Sólo les inquieta el hecho de que no podemos bajar el déficit, para que ellos puedan cobrar el dinero que nos prestan, sin importarles que el país siga entrando en un espiral imposible de salir, ni que en su camino arrolle al ciudadano a niveles de miseria y pobreza, como jamás abríamos pensado que pudiéramos llegar a rozar.
Necesitamos un cambio radical, que nos limpie de las mentiras rajonianas que asolan nuestros días. La desvergüenza y el derroche de las comunidades gobernadas por este ostentoso gobierno, nos está llevando de cabeza al desastre nacional. Los embustes giran ante una espiral de araneros fraudulentos, que utilizan la política para su propio beneficio.
 No basta con sobrevivir, hay que plantarse ante tanta desfachatez y ardid. La vida es única y el tiempo no nos permite rebobinar, por ello debemos ser conscientes de que cada segundo que la vida nos regala, hay que vivirlo y luchar por nuestros derechos con el único propósito de una vida mejor y un futuro para nuestros hijos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario